lunes, 23 de mayo de 2016

SEVILLA FC. EL PENTACAMPEÓN DE EUROPA DIO LA CARA HASTA EL FINAL

No pudo ser, las circunstancias, la desequilibrada balanza de esto que llaman la mejor liga del mundo, donde muchos tienen que pelear por hacerse un hueco en una liga que es de dos, pero lejos de querer buscar una excusa que no es tal sino la realida pura y dura, no me siento para nada triste por no haber ganado la Copa del Rey, el año que viene lo volveremos a intentar.

Como siempre, esta afición empezó de nuevo marcando en la grada, casi siempre en inferioridad numérica, las bufandas y los cánticos se hicieron notar en el Vicente Calderón como si fuéramos el triple, la coalición afición-equipo, sigue dando frutos, y ayer, como digo, en clara desventaja por muchas cosas que pudimos ver por televisión y el que no lo quiera ver libre es, el equipo arropado por esta afición, la mejor del mundo según algunos "rankines", siguió animando al equipo hasta después de terminado el partido.

125 minutos tuvo que esperar el FC Barcelona para hacerse con este trofeo, mal arbitraje el de ayer y mala retransmisión pues, como siempre, parecemos el equipo a batir siempre, donde los codos y las manos eran atraídas por los sevillistas y donde los cartelitos decían "faltas cometidas" donde debería decir "faltas pitadas en contra por el colegiado", a su buen entender simpre.

Tuvo el Sevilla FC sus oportunidades en los 90 minutos de partido, pero un balón al palo no quiso entrar y creo que esto y el cansancio que presentaban los jugadores en algunas ocasiones para poder volver a defender, fue lo que determinó el partido, poco más que contar porque el partido, espectacular la lucha de este Sevilla FC hasta la extenuación, demostrando una vez más, que para ganarle hay que correr muchos y no bajar la guardia.

Hoy, en estos momentos, cuando estoy escribiendo este post, estoy disfrutando de nuestra Televisión, la de los sevillistas y viendo a mi equipo y a su afición, disfrutar un año más, un mayo florido en finales, de esa copa que ahora llaman Europa League, pero que para muchos de nosotros, será la COPA DE LA UEFA, la quinta que llega hasta esta bendita ciudad y que gracias a este equipo y su afición, Sevilla es más conocida no ya en Europa si no en el mundo, según me comentaron, ayer pudieron ver la final de la Copa del Rey en 80 países, bueno, no está mal para un equipo que tiene que sudar la camiseta para llegar ha donde ha llegado.

Escuchando el himno de fondo que ahora mismo suena desde el balcón del Ayuntamiento sevillano, con sus jugadores, su entrenador, cuerpo técnico, empezamos a darnos cuenta de lo conseguido, todos a una como en Fuenteovejuna, una década, con sus lápsus en el tiempo, pero que nunca fue a menos, todo lo contrario, en estos tres últimos años, tres Copas de la UEFA, no dejan espacio para pensar en males menores, toca disfrutar, somos los únicos de Europa, hemos pulverizado, marcas, estadísticas, récords, hemos hecho historia, y todo en tan solo diez años.

Terminada la liga, algunos jugadores marcharán buscando vientos mejores, toda la suerte del mundo para ellos y ojalá que de vez en cuando, se pasen por esta su casa, por la Caja Roja de Nervión, la Bombonera, y es que esta afición sabe arrancanrle a cada jugador que pasa por este club, un trocito de corazón, ese trocito que quedó impregnado en la camiseta que vistió y defendió mientras estuvo aquí.

Otros llegarán y se integrarán a esta gran familia, donde los jugadores son tan cercanos que puedes charlar con ellos como si los conocieras de toda la vida, ese trato, es el que les deja huella.

Bueno sevillistas, para la temporada que viene, habrá jugadores nuevos, paciencia, paciencia y paciencia, hay que darles tiempo y sobre todo apoyo, si algunas vez fallan, nosotros también tenemos malos días en nuestros trabajos, y de momento, no somos abucheados o pitados, que Agosto nos traiga de nuevo la ilusión de pelear dos títulos, uno como revancha, deportivamente hablando y con todo el respeto hacia el rival, y el otro, la Super Copa de Europa, ya veremos qué pasa.

Disfrutad, disfrutad y disfrutad.

Dragos Sur. Sevillista do smirti.
Hasta la victoria... siempre.