viernes, 29 de abril de 2016

EUROPA LEAGUE: SHAKHTAR DONESTK 2 - SEVILLA FC 2

UNAS TABLAS CON SABOR A NERVIÓN


Tablas que no debieron ser, pues el Sevilla FC marcó un gol más que fue anulado, creo que el que en realidad estaba en posición dudosa era el juez de línea, que de eso ya tenemos experiencia en el Pizjuán, viendo como llegan tarde la mayoría de las veces y levantan el banderín sin haber visto nada de nada, pero esto solo le pasa al Sevilla FC.

El partido comenzó con un Shaktar algo retrasado y dejando que el Sevilla FC le fuera ganando terreno, tal era la parsimonia con la que jugaba el rival que a los seis minutos Vitolo entra por la derecha y con maestría dribla a un contrario metiendo el balón por debajo de las piernas del guardameta. Curiosamente el gol pareció celebrarlo todo el estadio.

Poco me fiaba yo de este equipo pues para llegar aquí hay que ser muy bueno, el Shaktar dejaba mucho espacio al Sevilla FC que poco a poco se iba encontrando más cómodo, y así fue, cuando más confiado estábamos apareció la bestia, el rival empezó a subir con todo su arsenal, tiene unos brasileños que juegan de diez, velocidad, seguridad en los pases, casi al toque, la máquina ucraniana se puso a jugar y los nuestros no daban abasto pues había jugadores que parecían estar duplicados, ahora sí entendía por qué el Shaktar había llegado hasta aquí, no era el Shaktar que se enfrentó a los Palop, Chevantón, Navas, etc., un equipo renovado y bien equipado, posiblemente de aquí salga un nuevo fichaje si no nos lo quitan antes.

Me perdí media hora del primer tiempo que tuve que seguir por nuestra radio, y francamente, creí que nos iban a coser a goles, pues las subidas del equipo rival eran casi todas jugadas de peligro hasta que llegó lo que más temíamos, el empate, buen jugador el tal Marlos, autor del primer gol allá por el minuto 24 creo, el Sevilla FC seguía achicando balones y tratando de parar un poco el partido pues había dado un giro de 180º para nuestros propósitos de dejar al menos la portería a cero, fue tal el asedio ucraniano que al cuarto de hora Stepanenko hace el segundo, y lo peor, que no éramos capaces de al menos hacer una jugada en la que poder meternos de nuevo en el partido.

Nos fuimos con el 2-1 al descanso, tiempo para reflexionar y corregir errores, buscar la manera de frenar a este equipo y, al menos empatar el partido, no hubo cambios a priori. El Sevilla FC salió más enchufado y poco a poco fue contrarrestando las incursiones del rival, teniendo alguna que otra oportunidad clara de igualar la contienda, incluso un gol de Gameiro que no debió ser anulado.

Salió Krohn Dehli por Konoplianka teniendo su oportunidad en un disparo desde fuera del área, poco tiempo estuvo el danés en el terreno de juego pues se lesionó sólo, hoy ha sido intervenido y el tiempo de recuperación se estima entre siete u ocho meses, desde aquí todo el apoyo y ánimo para la pronta recuperación de este jugador de disfrutaba de un buen momento de juego. Esto trastocó la táctica de Unai Emery que tuvo que reajustar el equipo y sacando a Coke.

Seguía el Sevilla FC tratando de igualar el partido y las idas y venidas de los dos equipos hacían que el encuentro fuera cada vez más interesante, poco a poco el rival se iba desinflando o quizás confiando en el buen resultado que tenía y que dejando pasar el tiempo podrían ir a la capital hispalense con una buena ventaja, pero lo que no saben los equipos rivales, y terminan por averiguarlo es que no puedes remontar a este Sevilla FC y creerlo derrotado, ni mucho menos, nuestros jugadores buscaban una y otra vez la manera de llegar a la meta rival, hasta que en una entrada de Vitolo en el área es derribado claramente por detrás provocando un penalti que más tarde se encargaría Gameiro de mandar al fondo de la red.

Dicen que nunca se rinde, si quieres vencer a este Sevilla FC ha de ser en el último segundo, justas tablas para un partido intenso, con mucho fútbol y pocas faltas, ahora toca pelear en nuestro ring el segundo asalto, quedan 90 o 120 minutos, o los que hagan falta, el próximo jueves volverá a rugir Nervión, el Ramón Sánchez Pizjuán volverá a ser el fortín que ha venido siendo esta temporada, de nuevo, el Shaktar Donest podrá sentir a este afición animando a su equipo, equipo y afición, mezcla que solo tiene un sabor, el de la victoria.

Hasta la victoria... siempre.

Dragos Sur.
Sevillista do smirti.